lunes, 11 de junio de 2018

VIII Jornada Cultural organizada por la asociación Aguilar Natural

GANADERÍA Y BIODIVERSIDAD. UN PASEO INTERPRETATIVO POR AGUILAR Y ABABUJ
El pasado sábado 2 de junio se celebró la VIII Jornada Cultural organizada por la asociación Aguilar Natural y el Ayuntamiento de Aguilar del Alfambra, este año junto con el Parque Cultural del Chopo Cabecero del Alto Alfambra, que llevó por título “Ganadería y biodiversidad en la sierra de El Pobo. Paisaje histórico, tesoro medioambiental”.
En esta edición la actividad tuvo lugar enteramente al aire libre pues consistió en un paseo interpretativo por los páramos que se extienden en la vertiente oriental de la sierra de El Pobo, en los términos de Aguilar del Alfambra y Ababuj. Participaron una treintena de excursionistas de todas las edades y de procedencias muy variadas que disfrutaron del paisaje y de interpretar los valores culturales y ambientales de estos parajes.
Tras acceder a la loma de “La Sierra” Ivo-Aragón comentó el resultado de las investigaciones realizadas sobre documentación histórica. Expuso la gran importancia de la ganadería en la economía de estos pueblos, el detallado y preciso sistema de aprovechamiento vecinal de los recursos pascícolas y forestales, los cambios en el sistema de propiedad, la relación con la demanda de mercados históricos, la transformación del paisaje… todo ello con la perspectiva que ofrecía la excursión por estos altos páramos.
Emilio Bobed, veterinario y ornitólogo, describió la capacidad de la ganadería extensiva y de la trashumancia en crear ambientes naturales de alto valor ecológico, sobre todo, en tiempos pasados en los que la cabaña ganadera era muy superior a la actual. La creación y mantenimiento de pastizales, las dehesas ganaderas y las vías pecuarias son espacios apropiados para la vida silvestre en la región mediterránea, donde se ha producido una coevolución en los últimos milenios. Esta actividad se encuentra actualmente en una situación de crisis y es necesario abordar desde la sociedad y desde el mercado un reconocimiento a la calidad del producto y a los servicios ambientales que desempeña.
Chabier de Jaime, técnico en parques culturales, aprovechó para explicar el valor ecológico de la sierra de El Pobo. Los altos páramos, poblados con chaparra (sabina rastrera), enebro, erizo o ajedrea y por pasto, más o menos fresco, es un ambiente natural en el que prospera una compleja comunidad biológica. Abundan los endemismos vegetales y animales, así como una avifauna propia de ambientes abiertos en la que participan la alondra ricotí (o rocín), la ganga-ortega (churla), la terrera común, la bisbita campestre y el sisón, que se complementa con la que habita en los Estrechos del Alfambra, cañón fluvial que se extiende entre Aguilar, Camarillas y Galve, donde abundan las aves rupícolas. Por ello, estos espacios han sido reconocidos como una Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA Parameras del Alfambra) y forman parte de la Red Natura 2000.
A lo largo del paseo se produjeron animados debates entre los vecinos y visitantes acerca de los diversos aspectos sociales, económicos, culturales y ambientales que convergen en estos parajes de alto valor ecológico, pero sobre los que pesa un escaso conocimiento popular.  
























lunes, 21 de mayo de 2018

Pajareando por Cañaseca y La Sierra.